Otitis

Entre las patologías auditivas, esta infección del oído es una de las más comunes, sobre todo en los niños.

Según su localización dentro de nuestro oído, la infección se clasifica en otitis externa u otitis media.

Identificamos como otitis a la inflamación del oído y de sus tejidos, una patología muy típica y recurrente entre los niños, que suelen comenzar a acusarla con el inicio de la primavera.

Cuando la otitis afecta al oído medio este se inflama y se llena de fluido, produciéndose lo que llamamos otitis media.

En cuanto a la otitis externa, también conocida como otitis de nadador, se produce en el canal auditivo y suele ocasionarse por varios tipos de bacteria u hongos, siendo más común en oídos que han estado expuestos a la humedad. El tratamiento de la otitis suele depender de cada paciente, aunque normalmente los especialistas en audición recetan gotas óticas para acabar con la infección.