Hábitos de lectura para los niños con sordera

Los menores con pérdida auditiva pueden encontrar un gran aliado para su desarrollo en la lectura. 

Los expertos señalan el hábito de leer como un buen ejercicio congnitivo para los niños que padecen sordera, siempre y cuando se sigan unas pautas concretas.

Durante la pasada edición de la Feria del Libro madrileña, el equipo de audiólogos de la Unidad de Sordera y Vértigo del Hospital Nuestra Señora del Rosario en Madrid nos recordaba la importancia que tiene que los niños con pérdida auditiva tomen la lectura como un hábito diario más.

Y es que leer puede estimular y ayudar en su desarrollo siempre que los niños sigan unas pautas específicas marcadas por los expertos.

Entre ellas, se recomienda sentar al niño sobre las piernas del lector y colocar el cuento delante de ambos, para que así se le pueda hablar cerca del oído. O, si el niño es lo suficientemente mayor, sentarse a su lado de tal forma que el cuento quede en medio y que este pueda ver la cara de sus padres.

Lo que conseguiremos de esta forma es poder comentar los dibujos con él, empleando palabras sencillas, imitando los sonidos de los personajes de los libros y utilizando todos los recursos posibles para que la lectura le resulte amena.

En cuanto al tipo de libros que los niños con pérdida auditiva deben leer, no tienen por qué ser distintos de los que leen otros niños con una audición perfectamente normal. Como decimos, lo importante de este hábito es desarrollar su lenguaje y su comprensión para facilitarles de esta forma la comunicación con el mundo.

Si además quieres que tu hijo use audífonos para oír correctamente, nuestro equipo de audioprotesistas esta a vuestra disposición en los centros auditivos Audifón de toda España, para ayudaros y aconsejaros en el proceso.

Fuente: Infosalus