La sordera puede afectar la empatía de los jóvenes

La preadolescencia es una etapa complicada para cualquier persona, pero lo es aún más para quien sufre pérdida auditiva.

Una investigación reciente concluye que los preadolescentes con pérdida de audición pueden tener un nivel de empatía menor en comparación con quienes tienen una audición normal.

Ya sabíamos que la sordera puede afectar a las personas mayores provocando en ellas episodios de depresión. Tiene que ver, lógicamente, con la frustración que pueden llegar a padecer al no poder comunicarse correctamente con su entorno. Ahora un estudio de la Universidad Central de Medicina de Leiden, en Holanda, nos previene de que también los más jóvenes pueden ver limitadas sus capacidades sociales a causa del déficit auditivo.

La investigación, que se ha centrado en menores de una media de 12 años con y sin pérdida auditiva, determina que el nivel de empatía en los preadolescentes que la sufren puede ser menor si se compara con quienes gozan de una correcta audición.  

La situación se agrava cuando estos menores se encuentran en riesgo de aislamiento social como consecuencia de su poca empatía, que les impide entablar relaciones sociales con otros jóvenes de su edad. 

Y es que, como ya hemos señalado en otras ocasiones, un problema físico de salud puede desencadenar otros trastornos que afecten negativamente a nuestra vida social. En el caso de la sordera es importante no dejar pasar sus síntomas para no acabar sufriendo sus consecuencias.

Es por ello que desde Audifón queremos enfatizar la importancia de la prevención de los problemas de oído, así como el uso de las ayudas auditivas necesarias para paliarlos cuando estos ya son una realidad.

Fuente: Quiero oír