¿Cuál es la diferencia entre hipoacusia y sordera?

Aunque muchas veces usamos estos dos términos como sinónimos, lo cierto es que hay
una diferencia entre ambos que tiene que ver con el umbral de audición.

Si bien tanto sordera como hipoacusia se refieren a una incapacidad para escuchar ciertos sonidos,
la diferencia entre una y otra radica en los decibelios que se perciben en cada caso. 

Socialmente, hablar de personas sordas hace alusión a aquellos individuos que, por diferentes causas, han perdido la capacidad de oír. De esta forma, los sordos pueden nacer con esta particularidad física o adquirirla en algún momento de sus vidas.

Pero a la hora de hablar de la sordera, es importante hacer una distinción entre esta y lo que conocemos como hipoacusia. Ambas se refieren, efectivamente, a pacientes con problemas auditivos, aunque hay una diferencia entre ellas cuya clave es el umbral auditivo.

En el caso de la pérdida auditiva en personas con sordera, esta supera los 70 decibelios, mientras que quienes sufren hipoacusia tienen una pérdida menor y pueden comunicarse mediante lenguaje oral.