Qué tipo de pérdida auditiva tengo

Es el mometo de enfrentarnos a nuestra nueva situación y lo primero es identificarla.

Todas las personas, en un momento u otro, nos enfrentamos a los inevitables desafíos que nos plantea nuestro cuerpo. Para entender y aceptar cómo afectarán a nuestra vida parece que lo más sensato es identificarlos.

En el caso de la pérdida auditiva es importante saber que existen varios tipos de sordera y que cada uno afecta de una forma particular al oído. Si estás perdiendo audición y quieres familiarizarte con tu nueva situación, quizás te interese conocer cuáles son.

La pérdida conductiva

Una infección de oído, la acumulación de calcio, cerumen o líquido a causa de un resfriado común, puede causar la llamada pérdida auditiva conductiva. Cuando esto sucede, las ondas sonoras son bloqueadas en el oído externo u oído medio y no son capaces de llegar al interno. Al no tratarse correctamente, la pérdida conductiva puede acabar siendo un daño permanente en nuestro oído.

La pérdida sensorioneural

Es la explicación a los problemas de oído en el 90% de los adultos. La pérdida auditiva sensorioneural es permanente y se produce cuando las células de nuestro oído interno quedan dañadas y las ondas sonoras no llegan a nuestro cerebro.

Entre los desencadenantes más habituales de este tipo de pérdida se encuentran la exposición constante a ruidos excesivos y sin protección, el envejecimiento, padecer enfermedades como las paperas, la esclerosis múltiple, la enfermedad de Ménière, la rubeola adquirida durante el embarazo o, en ciertos casos, la ingestión de medicamentos como algunos antibióticos o la quinina. La solución más efectiva para la pérdida sensorioneural es el uso de audífonos.

La pérdida mixta

Este último tipo de pérdida auditiva es una combinación de las mencionadas anteriormente: la conductiva y la sensorioneural.

En cualquier caso, para conocer cuál de esta tipologías es la nuestra y saber más sobre sus posible causas y soluciones, lo más acertado es consultar con un profesional y realizar una audiometría.