Teatro accesible para todos

¿Qué medidas son necesarias para que el teatro se abra a las personas sordas que quieren disfrutarlo?

Porque todos queremos ser partícipes de lo que ocurre encima de las tablas de un escenario, desde Audifón apoyaremos siempre las medidas que hagan posible la integración total de quienes padecen limitaciones de oído.

Que las personas con algún tipo de pérdida auditiva y niveles de sordera diferentes disfrutan como cualquier otra de las bellas historias del teatro lo sabemos todos. Pero quizás no haya trascendido todavía que, en pleno siglo XXI, las oportunidades que tienen para hacerlo no son tantas como se podría pensar. 

Actualmente en España, la ciudad de Madrid tan solo cuenta con dos teatros que estén adaptándose a quienes padecen algún tipo de merma en su salud auditiva: el Centro Cultural de la Villa Fernán Gómez y el teatro María Guerrero empiezan ahora a incorporar sistemas de accesibilidad. Lo mismo está ocurriendo en la Ciudad Condal con el teatro Lliure o el Griego de Barcelona, aunque, como decimos, son aún muy pocos los centros que atienden a las medidas necesarias.

Entre las pautas que se recomiendan para lograr esta integración total, las medidas que harán posible que todos podamos asistir al teatro en igualdad de condiciones, se encuentran las siguientes:

  • La transcripción de los diálogos de las obras para su emisión durante las representaciones como subtítulos.
  • La instalación de dispositivos de bucle de inducción magnética.
  • La habilitación del sonido amplificado de la sala con auriculares.
  • La inclusión de programas de mano para que las personas con sordera puedan seguir la obra en el papel.

Teniendo en cuenta que en nuestro país hay más de un millón de personas con discapacidad auditiva, en Audifón creemos que se ha vuelto necesario implantar lo antes posible este tipo de apoyos a este colectivo en los teatros. Nosotros, por nuestra parte, seguimos trabajando para que nuestros audífonos sean la herramienta principal que les ayude a escuchar de nuevo.