Microtia

La microtia es un defecto congénito que consiste en un crecimiento anormal o malformación del pabellón auditivo externo.

Esta patología del oído consiste en una malformación que da lugar a una oreja extremandamente pequeña.

Al igual que la atresia o estenosis, la microtia es una malformación del conducto auditivo externo del oído. Se concreta en un crecimiento anormal de este que se puede dar en varios grados, llegando a derivar en algunos casos en una ausencia total de la oreja. En lugar de esta queda tan solo una pequeña porción de piel o cartílago. 

El 90% de los casos de microtia se da tan solo a un oído, lo que se conoce como microtia unilateral. Cuando afecta a los dos oídos se llama microtia bilateral y resulta más grave.

Microtia en latín significa oreja pequeña. Esta deformidad en el oído externo se ramifica en cuatro grados. En el grado 1, la oreja es pequeña pero tiene las características de una oreja normal y el conducto auditivo está abierto; en el grado 2, la oreja es pequeña pero le faltan algunas partes y el conducto auditivo puede estar abierto o cerrado; la microtia de grado 3 es la forma más común con ausencia de conducto auditivo y por último, el grado 4 de la microtia consiste en una ausencia total de la oreja o anotia total.

Se trata de un trastorno poco común y que varía su frecuencia según los países, siendo mayor su incidencia en Asia y en algunas zonas de América Central y Sudamérica.

Las causas de la microtia, a día de hoy, representan un misterio. Ante la falta de concreción de las causas, se siguen realizando investigaciones para verificar su origen.